lunes, 4 de febrero de 2019

Reseña Manga: Te wo Tsunagou yo


Nombre: Te wo Tsunagou yo
Autor/a: Amu Meguro
Editorial: --
Capítulos: 31
Precio: --
Anime: no

Resumen:

Kusunoki Azuki y Daizu son dos hermanos que viven en el complejo de apartamentos Arisuno. Su vecino de al lado es Tachibana Chika, el amigo de la infancia de Azuki, el cual siente algo por ella. Un día, dos hermanos de edad similar a la de Azuki y Daizu, se mudan al otro apartamento vecino.

 ¡Una historia que hará palpitar 
tu corazón comienza ahora!

Opinión: 

Puede haber un manga más mono y pasteloso en el mundo, pues éste es uno de ellos. Desde el primer capítulo desprende una aura "dulce" y no es solo por el dibujo tan bonito que tiene la autora, si no por todo en general, crea un ambiente muy dulce y todo es muy mono. Y aunque puede parecer que todo es tan perfecto y tal vez un poco monótono y aburrido, no es así, tenemos personajes muy distintos entre sí y cada uno aporta algo nuevo a la trama. Trata muchos temas, como por ejemplo la soledad, la amistad o el amor (de hermanos y el romántico), vamos que tiene de todo para que además de ser muy mono todo tenga una trama que atrape y que te sea imposible dejar de leer el manga.

La trama empieza con la mudanza de los nuevos vecinos al piso de al lado, donde viven Azuki, Daizu y Chika. Estos nuevos vecinos tienen una edad parecida a nuestra protagonista y su hermano pequeño. Mizuki es el hermano mayor, que se a mudado junto a su padre y su hermano menor, Ryuusei, que tiene la misma edad que Daizu. Su llega no es que sea muy tranquila que digamos y Azuki intenta ayudar a Mizuki con el problema que tiene y desde ese momento crean un nuevo vinculo. 

Cuando Azuki era una niña estuvo ayudando y protegiendo a su mejor amigo de la infancia Chika y gracias a eso ellos siempre han estados juntos. Pero con la llegada de Mizuki y Ryuusei su vida va a cambiar un poco.

Azuki es una una chica tranquila y responsable. No suele mostrar sus sentimiento, pero cuando está con su hermano pequeño es otra cosa, ya que tiene complejo de hermana y adora cuidar pasar el tiempo y sacarle muchas fotos a Daizu. Siempre a cuidado de los demás y es de esas chicas que primero miran por los demás. Además es muy despistada para darse cuenta de lo que sentimientos de los demás.

Chika es un chico totalmente diferente a Azuki, el es muy abierto y es muy popular en el instituto. Siempre estuvo con Azuki desde que son niños y gracias a eso tiene a alguien en quien apoyarse y no sentirse solo. Pensaba que iba a ser un chico con los tópicos de siempre, pero enseguida te das cuenta que no es así, él es adorable y es el personaje que más me sorprendió su cambio a lo largo de la trama.

Mizuki es muy parecido a Azuki, a los dos les cueste ver los sentimientos de los demás, aunque a él le cuesta mucho más, pero gracias a sus nuevos amigos poco a poco va aprendiendo y comprendiendo mejor a las personas. Tanto él como su hermano están viviendo con sus padre y Ryuusei no lleva muy bien que su madre les abandonase. Por lo que Mizuki intenta todo lo posible (aunque es muy torpe) para que Ryuusei no se sienta solo. Ambos son dos personajes que darán mucho juego a la trama y aportaran nuevos cambios a la vida de todos.

Como os podéis imaginareis, la aparición de un tercer chico de más o menos la misma edad que Azuki y Chika va traer consigo un triangulo amoroso. No me gustan nada que haya triángulos amoroso, porque suelen estar muy mal llevados o son muy predecibles y desde el primer capítulo sabes con quien se queda y tienen poco misterio. Pero en este manga es de los pocos que se salvan, está muy bien llevado y también es de los pocos donde todos los personajes no salen "perdiendo".

Lo que quiero decir, es que tanto Chika como Mizuki no van a sentirse "mal" por no terminar con Azuki, si no que aprende a llevar el rechazo y a seguir siendo amigos pese a lo que pasa. Esto último me ha encantando y es muy raro, ya que uno de los dos se suele distanciar y se va por otro camino, pero en este manga todos se quedan juntos y siguen su vida.

La historia no es muy larga y desde el primer capítulo hasta el último no se hace pesado y en cuanto te das cuenta ya has terminado el manga. Se me hizo tan corto y como le coges mucho cariño a los personajes te da mucha pena terminar su historia. Aun así me ha gustado mucho el final y también me ha gustado con quien se queda Azuki.

Tanto el dibujo, como el desarrollo de la trama y de los personajes están muy bien llevados y en ningún momento decae la historia o se hace muy repetitiva o muy larga. Sino como dije antes es todo lo contrario.
Uno de los puntos negativos que iba tener a es de que la historia fuese tan dulce, pero es todo lo contrario, aporta mucho a la trama y hace que todo sea con un tomo inocente y bonito. Aun así, no es todo de color de rosa como se suele decir, también hay una parte "oscura", que no es tan "oscura", pero que aporta un toque diferente y ese cambio le viene muy bien a la trama.

En resumen: Un manga que os recomiendo si buscáis una historia con un triangulo amoroso distinto y con unos personajes que os van a conquistar por completo, sobretodo los dos niños pequeños. (Nota: 5/5)

4 comentarios:

  1. Hola!! acabo de encontrarme con esta increible iniciativa de seamos seguidores, asi que ya te estoy siguiendo y que espero que tambien puedas hacerlo aqui te dejo el enlace a mi blog https://haru-notes.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  2. Hola gracias por la recomendación me gustan los manga pero no suele gustarme los Shojo se me hacen muy pasteleros muchos de ellos y no soy de ese tipo de historias pero este parece lindo tal vez lo tome en cuenta más adelante, Saludos

    ResponderEliminar
  3. No conocía la historia, me la anoto para leer que los triángulos amorosos que no son previsibles son escasos

    ResponderEliminar
  4. No suelo leer este tipo de género, no descarto empezar este año con él, igual que he empezado con otros géneros como la fantasía.
    Gracias por la recomendación.
    Nueva seguidora, te invito a pasar por mi blog http://www.leolalluviacaer.com

    ResponderEliminar